Los hoteles abren las puertas a la tecnología y surgen detractores

Desde hace ocho años veranero en Chipiona. La localidad de Cádiz famosa porque es donde nació y vivió Rocío Jurado. La más grande. Acabamos allí después de buscar unas vacaciones baratas y encontrarnos con uno de los lugares más bonitos de la costa gaditana. Los primeros años estuvimos alojados en apartamentos particulares, pero desde hace cuatro años lo hacemos siempre en un hotel. La verdad es que pensábamos que el precio sería más elevado, pero se trata de un buen precio.

Lo que más nos llamó la atención de este hotel es que era muy familiar. Incluso se seguía entregando la llave física en la recepción. Eso provocaba que los 5-10 minutos de rigor de charla tuvieras con la persona que allí estuviera. Como mi pareja y yo somos muy abiertos, en seguida empatizamos con ellos. Pero la tradición parece que está en lucha con la tecnología Y es que después de muchos años, la gerencia del hotel decidió poner tarjetas para entrar en las habitaciones. Es decir, que se acabó eso de quedarte a charlar por la mañana cuando ibas a por la llave. Esto ha provocado en el hotel un debate, los partidarios entre seguir con la llave tradicional y los que quieren la tarjeta. O lo que es lo mismo, tecnología en los hoteles, a favor o en contra.

Problema para los trabajadores

Hay que reconocer que en algunos hoteles se están pasando y en otros no llegan. Es decir, que como todo en la vida, y como decían los griegos, en el medio está la virtud. Hay que buscar un equilibrio entre lo moderno y lo tradicional para que nos haga sentirnos cómodos en nuestros lugares. Tanto para los que vienen como huéspedes como para los empleados. Y es que en ocasiones, tantas modernidades suponen un problema para los propios trabajadores.

Ahora en los hoteles podemos ver cómo las persianas se levantan solas. Como podemos pedir el desayuno mediante el móvil, como podemos pedir una almohada a golpe de teclado en nuestro teléfono. Se acabó eso de tener que llamar al botones. Es más, nos adentramos en el mundo del conserje virtual. Los viajeros no solo agradecen esta tendencia de tecnología para hoteles, sino que es algo que incluso esperan.Los televisores son inmensos. Y por supuesto nunca falta un wifi gratuito para poder estar conectado todo el día. Además, algunos hoteles apartamentos tienen de todo.

Las habitaciones de los hoteles no son el único espacio que se debe adaptar a las funciones tecnológicas más avanzadas. Así, cada vez es más frecuente que haya espacios comunes tecnológicos en los hoteles. También se está incorporando tecnología puntera en las salas de reuniones. La experiencia de los huéspedes debería ser siempre innovadora. Por eso, algunos hoteles han incluido un sistema de realidad virtual entre su gama de servicios. Algo que ya nos parece excesivo.

Pero no solo estos progresos son para los clientes, también son usados por los empresarios. Las mejoras de la tecnología para hoteles deben ser sencillas de usar. Muchos proveedores de tecnología para hoteles se están centrando en desarrollar herramientas intuitivas para que el marketing hotelero sea lo más fácil, eficaz, ágil y rentable posible.

Marketing

Por supuesto, hoy en día todas las empresas necesitan presencia en Internet y por eso tienes que tener una estrategia de marketing digital para hoteles. Siendo conscientes de que vivimos en un mundo hiperconectado, hay que ofrecer servicios especializados desde una perspectiva de 360º que abarca las áreas de comunicación y social media. Así, desde Hotel Up, expertos en revenue management para hoteles, nos ponen el ejemplo de una consultoría turística. Consistiría en ofrecer una campaña de marketing y comunicación para hoteles, apartamentos turísticos o casas rurales orientados a estrechar las relaciones y vínculos entre tu marca y los diferentes públicos a través de una escucha activa y permanente que permita anticiparnos a las necesidades, gustos e intereses potenciando tu marca y diferenciándote de tus competidores.

En definitiva, una empresa hotelera tiene que crear un modelo de negocio en el que se pueda  asistir como establecimiento de pyme pero con la intención de crecer. Esto se logra con un equipo sumamente profesional, con trato cercano y amable, manteniendo un contacto permanente con la gestión del establecimiento. Con una inmediatez en la respuesta ante cualquier situación, y siempre dando un aporte significativo, no solo resolviendo la consulta sino mostrando otras alternativas.

Y es que la tecnología ha llegado para quedarse en el mundo de los hoteles y todos tenemos que estar preparados. Tanto empresarios como clientes.

Deja un comentario