Accesorios que hacen más cómodo un viaje en avión

Aquellas personas que, ya sea por trabajo o preferencia, suelen pasar mucho tiempo a bordo de un avión, se encuentran con el reto de, no solo como matar el tiempo en el aire, sino también como hacer más cómodas estas largas horas en una silla a kilómetros sobre tierra. Y esa que pasar horas sentados en un asiento sin hacer nada se puede hacer una pesadilla eterna si no vamos bien preparados.

Lo bueno es que cada vez se inventan más accesorios y utilidades que nos ayudan a superar el reto y hacer de nuestro vuelo una experiencia tranquila y reposada hasta llegar a nuestro destino, sean las horas que sean.

Aquí te proporcionamos una lista con algunos de los accesorios más útiles que puedes usar en las diferentes situaciones que supondrán todas esas horas de vuelo:

Accesorios para viajar con mayor comodidad

Por supuesto que lo primero siempre es la comodidad, y sucede que a menos que viajemos en Business, un viaje en avión no suena a un gran placer. Y es que tener espacio para extendernos o incluso reclinar el asiento es a veces un lujo, sin contar que tendremos a nuestros compañeros viajeros (perfectos desconocidos) demasiado cerca, entre otras incomodidades. Lo bueno es que  podemos comprar algunos accesorios que por poco dinero, nos pueden hacer el viaje más cómodo:

  • Almohada hinchable. Esta es la compañera favorita de todo viajero. Nos ayudará a tener un sueño más cómodo, apenas ocupa espacio cuando no la utilizamos, es personal e intrasferible y además, gracias a su forma ergonómica sujeta bien el cuello y evita que nos despertemos con dolor de cuello. Lo mejor es que hay modelos para todos los presupuestos, desde una muy sencillas por 5 euros, hasta opciones con recubrimiento de terciopelo y que se puede hinchar mientras la llevamos colocada en el cuello, lo que permite que le pongamos las presión de aire exacta que necesitamos, que por supuesto cuesta un poco más de dinero.
  • Manta de viaje. Otro accesorio que hará nuestro sueño mucho más cómodo, y es que sucede que en los aviones suele hacer mucho frio. Así, un aire acondicionado demasiado potente unido a que viajemos con escasez de ropa o a que llevemos mucho tiempo sin pararnos nos puede pasar factura. Para esto, la mejor solución son las mantas de viaje. Estas se diferencian de cualquier manta común en que ocupan un espacio más reducido y a que traen bolsas para llevarlas guardadas y comprimidas. Además, existen opciones muy económicas pero bien pensadas, como las que llevan una parte de cremallera para cerrarse en si misma y no necesitar de una bolsa, o esas que nos permiten sacar la cabeza y las manos, al estilo batamanta pero sin capucha, que se han vuelto tan populares.
  • Calcetines extra. Tal vez unos calcetines extra no sean imprescindibles para todo el mundo, pero sí para quienes suelen pasar frío en los pies, quienes viajen con sandalias abiertas con las que puedan pasar frío, o incluso quienes lleven zapatos incómodos por motivos de trabajo y quieran quitárselos durante las horas de vuelo. En el mercado puedes encontrar modelos especiales para este fin con antideslizantes o las versiones de esquí, a precios muy económicos.
  • Antifaz y tapones. Se pueden comprar por separado, aunque lo cierto es que la mayoría de antifaces que encontramos en Amazon vienen con al menos un pack de tapones de silicona complementando el set. Resultan ideales para aislarse del ruido y la luz de los aviones. Además, tenemos variedad, pudiendo elegir entre opciones desde poco más de cinco euros hasta otras más ergonómicas que valen poco más de 10 euros. Desde luego la inversión es ínfima y la recompensa merece la pena la compra. Piensa que una vez que tengas tu almohada viajera preparada, tu manta y calcetines de viaje puesto y hayas encontrado la posición correcta para echar una siesta, estos accesorios serán los que eviten que algo te quite ese sueño.

Accesorios imprescindibles para entretenerse durante el viaje

Si no tenemos planeado dormir durante el viaje (o no podemos dormir durante las 12 horas que este dure, por ejemplo) y queremos que se nos pase rápido tenemos tres clásicos a los que recurrir: lectura, películas/series y videojuegos. Obviamente no son excluyentes, y podemos llevar dispositivos para disfrutar de estos tres modos de pasar el rato, sobre todo si tenemos tiempo de sobra sobre al aire:

  • Películas/series. Se trata del entretenimiento favorito de todos. Para disfrutar de una buena historia durante nuestro viaje solo necesitamos un portátil o una tablet. No obstante, incluso con nuestro móvil, hoy en día podemos disfrutar de cualquier película o serie, ya que plataformas como Netflix, HBO o Prime Video nos permiten descargar películas y series con antelación, y disfrutar durante el viaje. Un consejo es que si vas a comprar un tablet sólo para ver películas o series, no necesitas una de gama alta pues no es una tarea muy exigente. Tan sólo hay que buscar una con buena resolución y una calidad de pantalla adecuada.
  • Videojuegos. Pequeños y grandes disfrutaran de una buena sesión de videojuegos hasta el aterrizaje. Por ejemplo, podemos optar por los juegos que llevamos en el móvil, aunque también tenemos varias opciones con las que pasar el viaje e incluso jugar en nuestro día a día, que van desde la conocida Nintendo Switch hasta Game Boy retros, según sea la preferencia. No obstante, los expertos transporte aéreo de mercancías internacional y viajes en avión de Transportes Internacionales nos alertan que hay que tener en cuenta que buena parte de los juegos que llevamos en el móvil son online, por lo que si no somos conscientes de ellos puede que llevemos en mente jugar un buen rato durante el vuelo y luego eso no sea posible. Otra cosa es que si viajamos fuera de España, mantener la batería del móvil cargada es una buena precaución ante cualquier imprevisto.
  • Lecturas: Leer es otro maravilloso pasatiempo para un vuelo, sobre todo si es largo. Nuestro móvil o tablet son una posibilidad, pero llevar un lector e-reader nos permitirá una lectura más cómoda y sin problemas con la batería. Bien cargadito de libros y con la batería a tope, un Kindle nos puede hacer el viaje mucho más corto si damos con la lectura adecuada, por ejemplo.

Deja una respuesta