La tecnología revolucionará el sector alimentario: lo que está por venir

La tecnología forma parte de nuestro día a día, desde que nos levantamos con el despertador del móvil hasta que nos dormimos. Quién se lo diría a nuestros abuelos o bisabuelos que gracias a las nuevas tecnologías podríamos hacer las cosas que hoy en día hacemos. Cómo comunicarnos con alguien que se encuentra en la otra parte del mundo al instante y ya no solo eso, es que incluso podemos verlo.

Pero la tecnología no solo ha supuesto un tremendo cambio en el día a día de los humanos, también ha cambiado los procesos productivos y ha revolucionado todos los sectores. Y solo hemos visto una pequeña parte de lo que nos puede ofrecer la tecnología.

No obstante, en este artículo nos queremos centrar en la tecnología del sector de la alimentación, cómo han cambiado los procesos de los alimentos gracias a los descubrimientos tecnológicos. Pero sobre todo, vamos a descubrir lo que está por venir. Tecnologías que a corto-largo plazo van a revolucionar por completo el sector alimentario.

Mejoras ya aplicadas 

Quizás el cambio más significativo que ha aportado la tecnología a la alimentación es la producción en masa, las máquinas permiten disminuir el tiempo en el que se realizan las tareas. Pero estas máquinas también aportan otros beneficios que van desde la manipulación correcta de los alimentos a el aumento de conservación de los propios productos.

Lo que está por venir 

Como os decíamos, lo verdaderamente interesante es lo que está por venir. Tecnologías que van a revolucionar totalmente el sector de alimentación, y son aplicaciones que ya conocemos y sabemos que están ahí, que los expertos están estudiando y trabajando pero no sabemos hasta qué punto se llegará. Lo que está claro es que existe una innovación constante, que seguro dará como resultado otras revoluciones impredecibles.

  • Innovación constante: en el sector alimentario se está innovando constantemente. Un ejemplo de ello es la empresa Boada Tecnología Ibérica, en su caso es una compañía especializada en la comercialización y fabricación de maquinaria para la producción de vino. En esta empresa han creado gracias al continuo trabajo de investigación y desarrollo una máquina etiquetadora automática de botellas o una bomba peristáltica, que permite que se desmonte la tova y se utilice durante el proceso de entrada del producto. Pequeñas aplicaciones que consiguen que el proceso de elaboración del vino sea más rápido. Una empresa que demuestra que gracias al constante trabajo de investigación e innovación se están consiguiendo pequeños grandes logros para el sector agroalimentario.
  • Alimentos 3D: lo que hace unos años se consideraría ciencia ficción hoy ya es una realidad. Sí ya hay alimentos realizados con impresoras 3D, actualmente se pueden hacer platos de diferentes pastas y materiales, como con chocolate o azúcar. Ya en el año 2013 en una misión de la NASA la impresora 3D Chef3D consiguió “cocinar” una pizza.

No obstante, es una tecnología ya creada que a día de hoy ya está presente, pero todavía no está explotada. ¿Pero quién no nos dice que dentro de unos años tendremos todos en nuestra cocina una impresora 3D de alimentos? En la que meteremos la materia prima o las mezcla y nos hará increíbles platos mientras hacemos otras actividades. Ahora puede parecer un poco raro, pero los expertos dicen que los alimentos 3D serán el futuro. Aunque qué queréis que os diga, yo prefiero un puchero de la abuela a una pizza 3D, no creo que están máquinas cocinen con el mismo amor y esmero que un profesional de los fogones. Sin embargo, sí pueden ser una opción rápida.

  • Envoltorios de los alimentos: cada vez la sociedad es más consciente del problema que tenemos que enfrentar contra el cambio climático, o más bien, tendrás que enfrentar especialmente a nuestros descendientes. Por ello, y debido a la cantidad de plástico que se produce simplemente para envolver los alimentos se está trabajando en buscar alternativas más sostenibles que el plástico, el papel o el aluminio.
  • Tecnología de grandes datos o bidgata: este tipo de tecnología se está aplicando en el sector alimentario, especialmente para predecir y planear mejor la producción o tener datos precisos de trazabilidad, muy importante para alergias e intolerancias alimentarias. Y es que la gran ventaja de esta tecnología es que permite descifrar y conocer mejor grandes volúmenes de datos. Y la información da poder y conocimiento. Veremos hasta qué punto puede ser ventajoso la aplicación de la tecnología de grandes datos en el sector alimentario.

Deja una respuesta